Inicio > revista forum > Prepara la Academia Mexicana de la Lengua el Diccionario de mexicanismos

Forum 29. Existen locuciones verbales que son identificadas como parte del habla del mexicano, un lenguaje coloquial el cual es obligatorio retratar de alguna manera, por ello la Academia Mexicana de la Lengua trabaja actualmente en la segunda edición del “Diccionario de mexicanismos” que estará disponible el próximo año.

 

Durante la charla “Los diccionarios como espejos léxicos de la identidad”, que se realizó el 7 de septiembre y que formó parte del ciclo de conferencias Lengua, literatura y otras palabras peligrosas, organizado por esa Academia en la Casa Lamm, ubicada en la colonia Roma de la Ciudad de México, el lexicógrafo Víctor Adrián García Córdova, se refirió a diferentes expresiones propias del mexicano.

“Al hablar de chiles, en México existe una frase proverbial que es ‘al chile’, que funciona prácticamente para todo, significa francamente, verdadero, indudable. Asimismo, se pueden encontrar otras frases como ‘ser muy salsa’, que evidencia que alguien es muy eficiente en lo que hace o muy valiente; es así que también podemos ser muy chiles. Pero si extendemos nuestro dominio y salimos del mundo de los chiles podemos llegar a pensar en estas cortezas de cerdo fritas que en México se llaman chicharrones, que por el estruendo exquisito que hacen al quebrarse para comerse, nos llevan a decir que ‘¡aquí mis chicharrones truenan!’, lo que significa que aquí el único que manda soy yo, eso es parte del léxico gastronómico en origen pero que se extiende a otros dominios”, explicó el especialista.

Otra locución verbal es “enfrijolar el sable”, que hace alusión a la sodomía. “Pero ahí no para todo, si creen que esto es elevado lo que viene ahora es peor. Hay dos locuciones verbales cuyo significado voy a ahorrarme por respeto a la institución pero que ustedes podrán encontrar en el Diccionario de mexicanismos de la Academia Mexicana de la Lengua (AML) que aparecerá en un futuro, las expresiones son ‘glasear la dona’ y ‘gratinar el mollete’”, agregó el doctor García.

Las complicaciones lexicográficas expuestas, son el objeto de estudio de la Comisión de Lexicografía de la AML, que son parte del habla del mexicano y que tienen que ser retratadas.

A pesar de que dicha Comisión fue constituida recientemente (2002), desde 1875 fue fundada para atender el quehacer lexicográfico. Actualmente está integrada por 6 académicos de número y 8 jóvenes lexicógrafos.

El título de la plática “Los diccionarios como espejos léxicos de la identidad”, hace referencia a las zonas en las que una comunidad concentra su cultura y los códigos lingüísticos, y el primer código lingüístico que prolifera es el léxico.

“Las 14 personas que conformamos la Comisión de Lexicografía de la AML, nos reunimos semanalmente, todos los jueves. Las tareas que tenemos a nuestro cargo en el caso de lexicografía, está el hacer la nueva edición del Diccionario de mexicanismos, que pueden ser integrales o diferenciales. Los diccionarios integrales incluyen la lengua española en su totalidad, se hagan en México, Ecuador, España, van a incluir la palabra cantar, amor, mesa, silla, porque eso es parte de la lengua española y lo que se habla en México es un español general. Y hay diccionarios diferenciales o contrastivos que lo que buscan es la identidad lingüística, este espejo de identidad y eso es lo que estamos haciendo en el Diccionario de mexicanismos”, detalló Concepción Company Company, directora de la Comisión de Lexicografía de la AML.

__________________________
Emiliano Cassani
Fotografía: Emiliano Cassani